viernes, 5 de julio de 2013

AUTONOMÍA EN HIGIENE PERSONAL



Los niños han de aprender a dormir, comer, asearse...por sí solos, de forma autónoma y el principio fundamental para enseñarles es muy sencillo: “cuando vea que su hij@ hace algo bien, prémiel@ con una alabanza, sonrisa, abrazo...”. Recuerde que “TODA CONDUCTA QUE RECIBE UN PREMIO TIENDE A REPETIRSE”. Por tanto premie la conducta que quiere que se repita.

Es un hábito muy importante para la salud, es importante para: prevenir de enfermedades, favorecer el desarrollo de una buena autoestima y  las relaciones sociales, así como conocer las partes del cuerpo

Objetivos a trabajar.-


  • Realizar de forma autónoma el lavado de pies y manos.
  • Realizar por sí mismo/a el lavado del cuerpo.
  • Lavarse las manos antes de las comidas.
  • Cepillarse los dientes después de cada comida.
  • Lavarse las manos cada vez que se las note sucias.
  • Ducharse o bañarse solo/a.
  • Ser autónomo/a en el water: sentarse, bajarse, limpiarse, tirar de la cadena...

Para fomentar la autonomía en las comidas podemos tener en cuenta los siguientes consejos:

·                    Hacer sentir al niño la necesidad de estar limpio ( mostrar satisfacción y orgullo después del baño, con mensajes como “qué bien hueles, que limpito estás”…”puag, qué churretes tienes, vamos a ponerte guapo”.. etc).
·                    Procurar que los elementos del cuarto de baño estén al alcance del niño (lavabo, inodoro, espejo, toalla, jabón..) , por tanto trataremos de incorporar adaptadores que existen en el mercado ( para el inodoro, el lavabo, etc…).
·                    Cuidar el orden y la limpieza, puesto que las actitudes del adulto son siempre modelo para los niños.
·                    Acostumbrarle a lavarse las manos antes y después de comer y después de ir al servicio.
·                    Acostumbrarle a lavarse los dientes después de cada comida.
·                    Asegurar que el niño que lleve ropa y calzado cómodos, adecuados a la estación, que permitan una mayor autonomía para quitarse y ponerse prendas.
·                    Asegurar el cambio diario de ropa y siempre que fuera necesario.

¿Cómo podemos hacerlo? Graduando siempre en función de la edad, la dificultad y la necesidad de ayuda.


Ø      Explicándole con pocas palabras y muy clarito los pasos. Ya es mayor y tiene que empezar a hacer cosas solito.
Ø      Rutina: siempre a la misma hora y de la misma forma. Todos los miembros de la familia tendrán que utilizar la misma fórmula y servir al principio, de modelo. Asegurarnos de que ha entendido las instrucciones, haciéndole repetirlas.
Ø      Ayudarle a utilizar las autoinstrucciones: primero tengo que abrir el grifo, luego me mojo las manos...
Ø      Iniciándole en el lavado de manos: Abrir/cerrar el grifo, enjabonarse, aclararse y secarse.
Ø      Colaborando solito mientras lo bañan: Se enjabona las partes más accesibles.
Ø      Iniciándole en el uso del peine o el cepillo (con el pelo corto).
Ø      Iniciándole en el uso del cepillo de dientes.
Ø      Aprendiéndole a usar el pañuelo cuando tiene mocos y recordándoselo.
Ø      Ayudándole cuando vaya al water a tirar de la cadena y a utilizar el papel higiénico con ayuda.
Ø      Elogiarlo en todos los avances e ir disminuyendo progresivamente la ayuda.
Ø      Las prisas no son buenas, es importante ser flexibles con el tiempo.


Fichas y materiales para trabajar en clase.-





No sobreproteja a su hij@, quererle no significa hacerle dependiente de usted. Quererle es atenderle debidamente y educarle en unas normas y valores, en las que se sienta segur@.




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada